www.elmundofinanciero.com

LA VENGANZA: "MACHACARLES" EN REDES SOCIALES

Condenado a indemnizar con 35.000€ por una campaña de desprestigio en internet

Condenado a indemnizar con 35.000€ por una campaña de desprestigio en internet
Ampliar

  • El juzgado nº7 de Santander lo considera una intromisión ilegítima en el derecho al honor y el magistrado también señala que “sobrepasa los límites de la libertad de expresión” y suponen un “ataque intencionado” al prestigio profesional de los demandantes

martes 30 de marzo de 2021, 09:32h
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame
Un ataque en redes al prestigio profesional de una clínica veterinaria ha sido castigado con una indemnización de 34.895€. La historia es la siguiente: la pareja del demandado acude a la clínica veterinaria demandante con su perro. Le tomaron la temperatura y le propusieron otras pruebas diagnósticas y un tratamiento sintomático. Le cobraron 55€. Ella no quedó satisfecha y el mismo día llevó al animal a otra clínica donde le detectaron infección de orina.

Cuatro días después, el dueño del perro regresó a la primera clínica pidiendo la hoja de reclamaciones por diagnóstico incorrecto y solicitando la devolución de lo abonado. Ante la negativa de la clínica, les amenazó: “Os vais a enterar, os voy a machacar en las redes sociales”. Y cumplió su amenaza. Dos días después apareció una reseña suya en Google My Business criticando la actuación de la clínica: “ni se tocó (...) ni siquiera se tomó la temperatura”.

A partir de entonces empezaron a aparecer reseñas negativas de familiares y compañeros de trabajo del demandado que no eran clientes de la clínica. En total, 33 reseñas muy negativas cuando la media de reseñas del sitio era de 5 mensuales. “Es obvio que se trataba de una campaña de desprestigio del cliente despechado”, señala Juan Ignacio Navas, socio-director de Navas & Cusí. Por si había dudas, la sentencia considera probado que el demandado comenta con otra cliente lo siguiente: “por mi parte intentaré que todos mis conocidos pongan una crítica negativa a este sitio, porque son unos sinvergüenzas”.

El demandado ya fue denunciado y condenado por delito de amenazas. Ahora el juez resuelva sobre las consecuencias de la ejecución de esas amenazas. Concluye que su campaña “va más allá de su derecho a una crítica legal a su pericia profesional”. Considera que se trata de una campaña de desprestigio profesional que “va más allá de la libertad de expresión”. Una campaña cuyo daño es estimado en 38.773€ por la clínica.

“Desgraciadamente son muchas las empresas y profesionales que se ven afectados por campañas similares. Internet ha logrado que destruir el activo más importante de un profesional, el prestigio, sea relativamente fácil. Esta es la primera sentencia que afronta esta realidad. Y nos alegramos. Porque da esperanza a muchos pequeños empresarios y profesionales que sufren acosos similares”, señala Navas. “Nosotros siempre hemos defendido que se trataba de una extralimitación del derecho a la libertad de expresión y un ataque ilegítimo, pero ahora ya tenemos una sentencia que lo dice y estamos seguro que no será la única”, concluye el socio-director de navascusi.com

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti

+

0 comentarios