www.elmundofinanciero.com

"OPERACIÓN SANDWICH" AL PP

Órdago del PP a Ciudadanos

Órdago del PP a Ciudadanos

· Por José Luis Heras Celemín

sábado 11 de mayo de 2019, 10:26h
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame

Otra vez, Nueva Economía Fórum mostraba la actualidad política nacional. Ayer con Isabel Díaz Ayuso, candidata a la presidencia de la Comunidad de Madrid por el Partido Popular. La presentaba el presidente del PP, Pablo Casado, recién fra-casado en las Elecciones Generales y sometido por un guión a la unión de la abreviatura de factura (fra., o cargo) con su apellido en algo no circunstancial que es más que un simple abrazo. “Hay mucho personal sin colocar”, dijo alguien antes de que José Luis Rodríguez, Director y Presidente de Nueva Economía Fórum, pidiera que se hicieran las últimas tomas; y un momento después de que en una de las mesas de la prensa se citaran los nombres de los colocados y sin sitio: en el salón y en las listas de candidatos.

Pablo Casado empleó su tiempo, 17 minutos es mucho, en tratar de poner, o recomponer, la situación ante la próxima y triple campaña electoral local, autonómica y europea: Juntos para aglutinar. Campaña como la del 2008. El tiempo dará la razón. Abrir la mano para unir. Sin cambio de estrategia ni vaivenes. Misma posición del PP en la Convención de enero. Sin volantazos. Abrir puertas y ventanas. Si el 26-A el PSOE recibe apoyo del electorado no habrá marcha atrás. Como cuando Zapatero, mientras él hacía, Madrid iba por otro lado. En una semana se ha sacudido el polvo (de derrota en las Elecciones Generales). Agradece presencia de Aguado, candidato de C’s a la CAM. El PP primer partido de España en tamaño y servicios.

Isabel Díaz Ayuso (IDA), en su rol de candidata en campaña electoral, se lanzó a exponer ideas de una especie de programa comprimido: Plan Vive Madrid. Construcción de 25.000 viviendas de alquiler para jóvenes y familias adaptado a su nivel de renta. Revolución Digital para una sociedad más libre. Rebaja de impuestos. Bilingüismo en los colegios de la Región e Instituto de Información y Formación del Profesorado. Convenios en FP para electrónica digitalizada. Agencia de Innovación e Investigación. Oficina para atender al emprendedor. Ayudas para contratación indefinida y mujeres. Fomento de carreras científicas entre las mujeres. Creación de empleo como prioridad. Y Madrid como contención al totalitarismo.

“Alguien que ha metido mano. Éste no es el discurso de la IDA conocida”. Esa fue la sensación. Al parecer, Miguel Ángel Rodríguez, antiguo Secretario de Estado para la Comunicación de José María Aznar y asesor de Díaz Ayuso para la campaña, había marcado directrices que empezaban a surtir efecto en una candidata que estaba resultando aplicada. Leído el discurso y entregado el resumen a la prensa, tarde para lograr atención, siguió el turno de preguntas con la misma postura del discurso: PP como centro reformista común en la derecha. Parte de VOX que critica a Abascal con sitio en el PP. Colaboración público-privada. Desarrollo del proyecto Madrid Nuevo Norte paralizado por Ahora-Madrid de Manuela Carmena. Madrid como dique de control al Gobierno de Sánchez. Madrid, como receptor de inversiones, recibe el 80% de inversión extranjera, mientras a Barcelona sólo va el 55%.

Y el órdago. Lo apuntó, incisiva como suele, Cristina de la Hoz preguntando si aceptaría convertirse en vicepresidenta de Aguado si éste y Ciudadanos necesitaran de su apoyo.

“Claro que acepto el envite de Aguado” - respondió. Después lanzó el órdago: “Me va a apoyar él a mí si saco un escaño más que él”.

José Luis Rodríguez, moderador y periodista, aprovechó y ofreció el micrófono a Aguado por si había contestación. No la hubo. Por cortesía, por no restar protagonismo, o por miedo, pospuso la respuesta. Aguado, de momento, se arrugó. Después, ya en el pasillo y ante las cámaras de televisión, aceptó. Rodeada la oradora, era el momento de ahondar en las instrucciones posibles de Miguel Ángel Rodríguez (M.A.R.) a su asesorada Isabel Díaz Ayuso (IDA); y de ver hasta dónde llegaba la perspicacia incisiva de Aguado. Decepción total y doble: M.A.R., en su papel, evitó protagonismo. Aguado lo buscó. Pero ninguno de los dos atendió a la realidad de un órdago trucado. Los dos guardaron decisiones para cuando se vean las cartas, o, tras el recuento de votos, se sepa el resultado electoral. Parecía como si ambos, a la vista de las declaraciones de una parte de afiliados de Vox, que publicitaba ABC con alharaca, buscaran el achique, como en el juego del mus: Pasando el envite a ‘La Grande’, apostando ‘A pares’, pero poco, tocando el envite ‘A la chica’ sin entusiasmo. Y sin ver el órdago con truco.

Porque, a la vista de las previsiones que se apuntan en las encuestas, el órdago real y recíproco del PP a Ciudadanos y viceversa no depende de ellos sólo. Decidirá Vox. Una decisión que acaso haya visto y previsto MAR y su asesorada; y que puede haber dado motivo, y justificación para que Aguado aceptara una apuesta que, tal y como están las encuesta, hoy sin VOX es imposible.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de EL MUNDO FINANCIERO

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.