www.elmundofinanciero.com

SEGÚN LABORDE MARCET

La nueva ordenanza municipal de Ciutat Vella generará una burbuja en la compraventa de licencias

  • La suspensión creará un negocio paralelo en la compraventa de las licencias por parte de los locales que ya disponen de una

jueves 20 de octubre de 2016, 10:17h
La nueva ordenanza municipal de Ciutat Vella generará una burbuja en la compraventa de licencias
La reciente suspensión de licencias en el distrito de Ciutat Vella generará un incremento al alza del precio de las licencias de los locales de restauración que ya dispongan de una. Eso fomentará la aparición de un negocio paralelo basado en la compraventa desregularizada de licencias e implicará que las operaciones de traspaso del local ahora también incluyan una negociación por la licencia.
Además, imposibilitará a importantes cadenas del sector de la restauración ampliar su área de negocio, así como trasladar sus locales a nuevas zonas de interés.

El distrito, con 100.000 habitantes, concentra sólo el 6,2% de la población de la ciudad, pero el porcentaje de extranjeros es el más elevado de Barcelona con hasta un 42,4% del total, 2 puntos más que en 2010. Además, Ciutat Vella aglutina cerca de un tercio de los establecimientos hoteleros de la ciudad, de los que un 20% son de cuatro o cinco estrellas, y el 28% de las plazas hoteleras.

“Una cosa es querer acotar el nivel de actividad que puedan suponer un perjuicio para los vecinos en zonas sobreexplotadas y otra muy distinta es frenar proyectos empresariales que suponen un claro activo para la ciudad”, asegura Miquel Laborde, socio fundador de Laborde Marcet, empresa de gestión de patrimonios e inversión.

De hecho, el sector de la restauración emplea a 70.000 personas en la ciudad. El turismo genera el 14% del PIB de Barcelona, unos 9.000 millones al año, y el 88% del Valor Añadido Bruto (VAB) generado por la ciudad se obtiene a partir del sector de los servicios, unos 53.000 millones de euros.

“Con esta medida el gobierno municipal sólo hace que complicar aún más la situación. El inmovilismo paraliza la expansión de empresas del sector de la restauración y el ocio y crea ansiedad en el mercado”, afirma Laborde. La moratoria estará vigente durante un año prohibiendo la concesión de licencias en Ciutat Vella para locales de restauración, ocio y de negocios vinculados al turismo (alquileres de bicicletas o segways, agencias de viaje, supermercados 24 horas o consignas de equipaje).
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)
Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti

+
0 comentarios