www.elmundofinanciero.com

TEMEN LA LLEGADA DEL OTOÑO

La incertidumbre de bares y comercios

La incertidumbre de bares y comercios
Ampliar

· Más del 20% de los establecimientos de hostelería no han reabierto tras el confinamiento y a lo largo de septiembre y octubre se esperan más cierres

domingo 30 de agosto de 2020, 09:41h
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame
La crisis provocada por el Covid-19 ha paralizado buena parte de la economía española. Muchos locales y establecimientos, la mayor parte a cargo de autónomos,no han podido abrir sus puertas tras la finalización del estado de alarma. En Madrd, incluso hay aún hoteles cerrados con cadenas. Y es probable que no puedan volver a abrir, al igual que muchísimos pequeños comercios de todas las ciudades de España. Los expertos se temen que la situación económica vaya a empeorar al final de año. Los rebrotes, la no recuperación del turismo, el retraso de la vuelta a las oficinas con el teletrabajo y la llegada del mal tiempo, que acabará con las terrazas, serán golpes a los que muchos negocios no podrán responder.

En Madrid, en la calle comercial de Preciados, la plaza del Callao y Gran Vía, abundan los carteles de locales disponibles. Persianas bajadas desde hace meses. Casas de cambio de divisas cerradas por la falta de turistas. Y solo parecen crecer las tiendas de compra de oro. Un mal presagio de una crisis que ha llegado muy rápido a pie de calle, a la economía real.

En las zonas más turísticas, los negocios sufren por la falta de viajeros y unos gastos fijos muy altos que no han conseguido renegociar. “Nuestro cliente principal es el turista y como no hay, la facturación se resiente. Las ventas se han reducido un 70%”, relata la encargada de una de las tiendas de calzado Camper en el centro de Madrid. “No sorprende que hayan cerrado negocios en la zona, sobre todo si no han conseguido rebajar el alquiler”, añade.

En la misma tesitura, o incluso peor, están los hosteleros. “Hemos perdido a los turistas. Ahora solo nos quedan los residentes, pero con eso no da”, reconoce Félix Malaquez, propietario del bar Preciados 38. En su caso, llega a otoño al límite, sin más colchón que soporte más pérdidas: “Lo veo muy difícil. He acumulado mucha deuda estos meses. Puede llegar el momento en el que haya que cerrar”.

Álvaro Bonastre, socio director de Foqus y uno de los responsables de otro estudio sobre el embate de la covid en la hostelería, pone negro sobre blanco el panorama hasta el 15 de agosto. “Casi dos de cada diez establecimientos de la hostelería en España no han vuelto a abrir, según la Federación española de empresas de distribución a hostelería y restauración”. Y las ventas, afirma, siguen sin recuperarse, con grandes caídas en Madrid y Baleares. “En septiembre prevemos más cierres de establecimientos que no van a poder ser rentables con la bajada de ventas que observamos”, opina Bonastre.

Entre los pequeños comerciantes el precipicio también da vértigo. La Confederación Española de Comercio calcula que hasta un 20% no llegará a 2021. La travesía del desierto para el tejido productivo será larga. De hecho, un 62% de las empresas creen que la facturación no se recuperará, al menos, hasta 2022, según un estudio de KPMG y la CEOE.

Pese a la que está cayendo, en la mayoría de negocios tratan de ser optimistas e intentan el milagro cada día. Pero por ahora la moneda solo les sale cruz. “Los hoteles nos dicen que no hay muchas reservas, así que el final de año se espera muy difícil”, afirma David Alonso, encargado de una tienda de Salvador Bachiller en Gran Vía. Alrededor, el clima empresarial responde a esas perspectivas con decenas de locales cerrados. “La mayoría ni ha vuelto a abrir tras el confinamiento”, señala Alonso.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti

+

0 comentarios