www.elmundofinanciero.com

JOSÉ EDUARDO DOS SANTOS EJERCE EN ANGOLA UN GOBIERNO DICTATORIAL

UNITA condena la política excluyente del MPLA

Samakuva, líder de UNITA, es el virtual próximo presidente de Angola tras la etapa del dictador José Eduardo Dos Santos. (Foto: José Luis Barceló)
Ampliar
Samakuva, líder de UNITA, es el virtual próximo presidente de Angola tras la etapa del dictador José Eduardo Dos Santos. (Foto: José Luis Barceló)

· UNITA recuerda que el cambio en Angola se ha convertido en un hecho inevitable que se tendrá que producir

domingo 26 de marzo de 2017, 09:56h
UNITA, partido mayoritario de la oposición en Angola, ha emitiod recientemente un comunicado, a puertas de que se convoquen elecciones en aquel país y con relación a las inadecuadas palabras de los candidatos del MPLA, partido que ejerce el gobierno de manera dictatorial y excluyente. En los términos más enérgicos, UNITA condena las declaraciones proferidas por João Manuel Gonçalves Lourenço, candidato del MPLA a las elecciones de Agosto de 2017, con ocasión de su visita a Mozambique. UNITA considera que el candidato del MPLA puede establecer y reforzar las relaciones entre su partido y los que desee, pero no tiene derecho de tratar de “MALVADOS” a las fuerzas políticas creíbles que, en Angola y en Mozambique, concurran de forma legítima para el ejercicio del poder político. Ofrecemos a ciontinuación el texto del comunicado remitido por UNITA.

En el intento de agradar a sus aliados, João Manuel Gonçalves Lourenço fue muy infeliz. Al pronunciarse en los términos en los que lo hizo demostró, tanto su miserable calidad política, como su espíritu alborotador. Menos mal que haya sido así, porque reveló que no está a la altura de dirigir los destinos de Angola y de los angoleños.

UNITA recuerda al cabeza de lista del MPLA, que en los términos de la Constitución de la Republica de Angola (artº17), los Partidos Políticos concurren en torno a un proyecto de sociedad y de programa político para la organización y expresión de la voluntad de los ciudadanos, participando en la vida política y en la expresión del sufragio universal por medios democráticos, con respecto a los principios de la independencia y de la unidad nacional.

Los miembros del MPLA han sido muy mal representados en Mozambique, por un João intolerante que, sin vergüenza quiso transmitir ese virus de la discordia a los hermanos del Índico.

UNITA reconoce y agradece la pronta respuesta de los parlamentarios mozambiqueños que han denunciado y rechazado las insinuaciones del MPLA, considerándolas perniciosas a los esfuerzos de los procesos de paz y reconciliación en curso tanto en Angola, como en Mozambique y recuerdan que ni el MPLA es Angola, ni el FRELIMO es Mozambique.

UNITA cree que los dirigentes del MPLA, incluyendo el mismo João Lourenço no tienen moral para erguirse en “legítimos representantes del Pueblo Angoleño” porque la historia nos recuerda que ellos tomaron el poder por la fuerza de las armas en 1975, con la ayuda de las fuerzas comunistas y reaccionarias de Portugal, del cuerpo expedicionario cubano y de los imperialistas de la ex Unión Soviética. Desde entonces, se han mantenido en el poder gracias a sucesivos pucherazos.

Manda la verdad afirmar que las únicas batallas relevantes en contra la presencia colonial portuguesa, fueron realizadas por el FNLA y por UNITA, lo que justifica que con relación a esas batallas de la lucha de liberación nacional, el MPLA no las matice jamás.

Angola necesita dirigentes íntegros, creíbles y que no están involucrados en escándalos financieros o de corrupción. Para su liderazgo, Angola necesita dirigentes de grandeza moral incuestionable y sobre todo, ensambladores, cuya conducta tenga como base el respeto por las normas de convivencia pacífica. Y João Lourenço está muy lejos de serlo.

Al tiempo que UNITA entiende el desespero que asola aquellos que construyeron sus riquezas robando del erario público de Angola, no puede comprender que, el que pretende ser Presidente de un país como Angola divida a los angoleños entre los supuestos “buenos” y los “malvados”. Esta posición es demostrativa del total desprecio que los dirigentes del MPLA atribuyen a la reconciliación nacional genuina.

UNITA recomienda a los mozambiqueños del FRELIMO, que se queden solos con su nostalgia mono partidaria, así como recuerda que solo a los angoleños cabe el derecho de elegir al que debe de conducir sus destinos. Angola no es Mozambique y el inverso también es válido.

UNITA recuerda que el cambio en Angola se ha convertido en un hecho inevitable y reitera su empeño en una gobernación volcada a todos angoleños sin distinción, incluyendo los que, como João Lourenço, han participado y siguen participando en la dilapidación del erario público.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (2)    No(0)
Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti

+
0 comentarios