www.elmundofinanciero.com

EXPLORANDO NUEVAS POLÍTICAS MONETARIAS

Incógnitas monetarias sobre el futuro Euro Digital
Ampliar

Incógnitas monetarias sobre el futuro Euro Digital

· Por Pablo Sanz Bayón, Profesor de Derecho Mercantil, Facultad de Derecho – ICADE, Universidad Pontificia Comillas

jueves 17 de septiembre de 2020, 08:04h
El Banco Central Europeo (BCE) se encuentra actualmente liderando el proyecto de una Central Bank Digital Currency (CBDC), un futuro “Euro Digital”. El proyecto se enmarca en una política general de modernización y digitalización de la Unión Monetaria y Bancaria, para situar a los Estados miembros y a la economía europea a la vanguardia de la revolución digital financiera. En este sentido, este activo dinerario, el Euro Digital, quedaría integrado dentro de la nueva plataforma de pagos paneuropea, de base criptográfica y programable.
Pablo Sanz es Profesor de Derecho Mercantil, Facultad de Derecho – ICADE, Universidad Pontificia Comillas.
Pablo Sanz es Profesor de Derecho Mercantil, Facultad de Derecho – ICADE, Universidad Pontificia Comillas.

Uno de los grandes interrogantes medulares en torno al Euro Digital consiste en plantear si dicho activo tendría o no una remuneración, y si ésta, en caso de introducirse, se establecería con unos tipos por debajo de los de mercado. De momento, el BCE ha abordado provisionalmente esta cuestión, planteando un sistema de CBDC escalonado con dos tasas de interés diferentes. Si se excediese un cierto umbral de CBDC en la cuenta del banco central, el excedente se remuneraría con tasas de interés cero o incluso negativas. Esta idea ha sido formulada por el Director General de Infraestructura de Mercado en el BCE, Ulrich Bindseil, expuesta en su informe: “Tiered CBDC and the financial system”, ECB Working Paper Series, Nº 2351 (2020).

Ahora bien, este planteamiento no es nuevo habida cuenta de que, precisamente, desde el 12 de septiembre de 2019 el Consejo del Banco Central Europeo ha decidido introducir un sistema de dos niveles para los intereses sobre saldos de reservas mantenidas que exceden el objetivo de reserva mínima (objetivo de MR) (reservas excedentes). Esto en la práctica viene a establecer una exención a los bancos comerciales de pagar intereses sobre una cantidad de reservas mínimas que tienen que mantener con el banco central para cumplir con los requisitos de liquidez. Actualmente, el exceso de reservas se remunera negativamente (-0.5%).

Por tanto, bajo este planteamiento, lo que se buscaría es que la tenencia de la CBDC europea por encima de un límite nunca se remunerara positivamente, es decir, que el mantenimiento de un excedente de Euro Digital no supondría ningún tipo de inversión, protegiendo así a la banca comercial de un posible corralito. Básicamente, con esta medida se evitaría que los usuarios del Euro Digital pudieran usar la CBDC como una reserva de valor, cambiando sus ahorros privados depositados en los bancos comerciales por su cuenta de CBDC en el BCE.

Todo lo anteriormente comentado sobre las dificultades de una CBDC europea viene en cierto modo a dar la razón a aquellos expertos, como Thomas Mayer (“A digital euro to save EMU”, Vox EU-CEPR, 6 de noviembre de 2019) que sostienen que la denominada Unión Monetaria no es tal, ya que en realidad solo funciona como una unión de efectivo (cash union), en la que el efectivo físico (las monedas y billetes de euros) que usan los ciudadanos europeos son los mismos, esto es, tienen el mismo valor en los distintos países, pero no así los euros que están depositados en los bancos privados de cada Estado miembro, que no tienen el mismo valor.

Por lo anteriormente comentado, para encaminar al Espacio Económico Europeo hacia una verdadera Unión Monetaria y Bancaria, el lanzamiento de un Euro Digital emitido por el BCE sería un paso fundamental, aunque no exento de dificultades e incógnitas que sólo el tiempo y el juego de equilibrios entre las partes interesadas se encargarán de resolver.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (5)    No(0)
Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti

+

1 comentarios